“VAMOS A SEGUIR TRABAJANDO Y BRINDANDO TODA NUESTRA EXPERIENCIA”

El doctor Rafael Portocarrero, actual decano de la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad Nacional de Formosa (UNaF), se postulará como candidato a vicedecano de esa unidad académica en las elecciones del 14 de marzo. Acompañará así al doctor Jorge Villanueva, quien aspira al Decanato.

Dr. Rafael Portocarrero, actual decano de la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad Nacional de Formosa

“El 31 de agosto de este año terminaré mi segundo mandato como decano, así que de acuerdo al Estatuto vigente no puedo postularme nuevamente para el Decanato”, comenzó diciendo Portocarrero en una entrevista que brindó a la Radio “Universidad Nacional de Formosa” FM 102.7.

En ese sentido, confirmó que será su actual vicedecano, el doctor Villanueva, el que se presentará como candidato a sucederlo. “Es una persona que posee toda la experiencia y la capacidad profesional”, elogió y comentó que “él me ha pedido que lo acompañe en la fórmula debido a la experiencia que tengo en la gestión porque realmente es mucho el trabajo, tanto en lo académico como en lo administrativo”.

“No voy a abandonar a un amigo”, aseveró Portocarrero, que reiteró que “todo proceso de gestión demanda un desgaste de energías y salud inclusive, por el estrés y la tensión. Por ahí hay cosas que no se pueden solucionar y hay otras que sí, pero tienen muchísimo que ver con esta capacidad que nos da la experiencia al frente de una gestión determinada”.

Seguidamente, puso de relieve que “con el doctor Villanueva vamos a seguir trabajando y brindando toda nuestra experiencia y el conocimiento tecno-científico a nuestra querida Universidad y puntualmente a la FCS”.

Balance de gestión

Consultado sobre las cuestiones positivas que logró en su gestión al frente del Decanato de la Facultad de Ciencias de la Salud, Portocarrero mencionó al incremento de las mayores dedicaciones exclusivas y semi-exclusivas del plantel docente. “Esto casi se ha cuadriplicado”, destacó.

En cuanto a los no docentes, manifestó que “antes era tremenda la falta de personal administrativo y hoy tenemos satisfecha esa carencia en un 80 por ciento. Todavía falta porque debemos cubrir la atención a la gran cantidad de alumnos que tiene la Universidad. Cada año hay un ingreso en nuestras carreras que fluctúa de 1.000 a 1.100 estudiantes, a los que debemos atender”.

También refirió que si bien aumentó la cantidad de proyectos de investigación, “somos conscientes de que son necesarios muchos más. Y esto también va acompañado de las mayores dedicaciones, ya que los que cuentan con esas asignaciones están obligados por la reglamentación correspondiente a presentar más iniciativas de este tipo”.

“Se ha ampliado el espacio físico –valoró-. Tenemos un remozado Módulo que compartimos con la Facultad de Economía y nuevos laboratorios, a los que si bien les faltan algunos equipos, contamos con buena tecnología”.

Tras remarcar que “hay gente que está conteste con nuestro proyecto”, Portocarrero dijo que “en nuestra propuesta de gestión está la decisión de aumentar las mayores dedicaciones, realizar jornadas de reflexión para rever los planes de estudio y ver la manera de realizar un proyecto para acceder a la Licenciatura para la Tecnicatura en Laboratorio. También queremos mejorar y capacitar al personal docente y no docente”.

Sobre la implementación de nuevas carreras, señaló que “se ha dispuesto desde el Rectorado que todo proyecto de pedido de aprobación de una oferta educativa deberá ir acompañado de su respectivo presupuesto y un trabajo de campo, a los efectos de determinar cuáles se pueden implementar frente a las necesidades de la comunidad. Así que probablemente el año que viene la FCS podrá contar con una nueva carrera”.

Críticas

Finalmente, el decano de Salud se refirió a las críticas que ha recibido en los medios de comunicación locales. “Tanto con el vicedecano y los secretarios, con quienes estamos codo a codo trabajando, nos hemos mantenido tranquilos. Se han hablado de cosas increíbles y siempre lo he dicho: si alguien tiene algo, alguna prueba, tiene que llevarla a la Justicia, porque es en ese ámbito donde se tiene que dirimir si hay irregularidades o algo que debe ser penable”.

Y reclamó: “Ojalá que de nuestra casa de altos estudios vaya desapareciendo algo que no es de intelectuales: las injurias y calumnias. Yo duermo tranquilo cuatro horas por día porque no le tengo temor a nada. No se ha hecho nada malo, se ha trabajado mucho… han aparecido lógicamente errores, pero fruto del trabajo intenso”.

“La hemos pasado muy mal –reconoció-. Y como cabeza de la gestión de equipo, tuve que estar calmando a la gente porque se asustaba con estas versiones. Pero no debemos tener temor porque se hizo nada malo”, confirmando que “contamos con toda la documentación necesaria a los efectos de que si se nos acusa (la llevaremos a la Justicia)”.

Por último, cargó contra quienes “usan los medios de comunicación para injuriar y calumniar sin ninguna prueba”, diciendo que “no se puede lastimar a una persona que tiene toda una familia atrás”.

“Hasta ahora nos han venido golpeando constantemente, inclusive gente de la propia casa de altos estudios. Pero no me quita el sueño… el que me conoce sabe que yo camino por la senda de lo moral y lo ético. Por más que a la gente que no les guste mi cara o mi forma de ser, siempre fui por ese camino”, finalizó.