EL RECTOR DE LA UNAF REMARCÓ LA NECESIDAD DE UN “CAMBIO DE CULTURA” DE LA COMUNIDAD UNIVERSITARIA

“Para solucionar la difícil situación financiera que viene de arrastre de años anteriores y ordenarnos organizativamente, recibimos la visita de Administradores Gubernamentales Nacionales (AGN) de la Jefatura de Gabinete de la Nación”, informó el rector de la Universidad Nacional de Formosa (UNaF), Martín Romano, quien pidió “un cambio de cultura de la comunidad universitaria, más esfuerzo y compromiso con la Universidad”.

En una visita a los estudios de la Radio “Universidad Nacional de Formosa” FM 102.7, entrevistado en el programa “Mañana de Campus”, la máxima autoridad de la casa de estudios local hizo notar que “todos sabemos de la difícil situación financiera que estamos pasando en la UNaF por un montón de factores que vienen de arrastre de años anteriores. No estamos todavía organizados como una institución, en el sentido integral de la palabra”.

Explicó que el secretario de Políticas Universitarias de la Nación, el abogado Martín Gill, “nos convocó junto a los decanos y a algunos presidentes de Comisiones del Consejo Superior para plantearnos cómo ayudar a la UNaF para que salga de esta crisis. Y, con muy buen criterio, nos informó que se realizarán dos acciones para sanearla: la primera es un refuerzo presupuestario para este año y, la otra, un apoyo institucional para desarrollarnos de ahora en más y no volver a cometer los mismos errores y caer en otra crisis”.

Justamente, el ingeniero Romano aclaró que en el marco de esta segunda acción la UNaF recibió la visita de funcionarios del Cuerpo de Administradores Gubernamentales de la Jefatura de Gabinete de la Nación.

Los AG constituyen un cuerpo multidisciplinario de profesionales que brinda asistencia técnica a las jurisdicciones y organismos de la Administración Pública Nacional en la gestión y articulación de políticas prioritarias para el Estado. Mediante su asistencia e intervención, los distintos organismos adquieren las competencias necesarias para resolver problemas de gestión y pueden mejorar su desempeño en el servicio público.

“Por pedido de la SPU, la Jefatura de Gabinete los envió para hacer un diagnóstico y hablar con las autoridades a los fines de ayudarnos. Nos sugieren qué convendría hacer, respetando siempre la autonomía universitaria y las decisiones políticas adoptadas por el HCS, el rector y los decanos”, dijo.

Compromiso

Asimismo, el rector Romano hizo hincapié que todo este proceso también implica “un cambio de cultura de la comunidad universitaria, más esfuerzo y compromiso con la Universidad”.

“Debemos trabajar con más comunicación y unión –remarcó-. Las autoridades deben ser conscientes de que tienen que estar comprometidas, sino es muy difícil que una institución camine. La Universidad debe estar al servicio de la comunidad, porque ella es la que nos brinda la posibilidad de la gratuidad”.

Ejemplificó lo argumentado diciendo que “tenemos un grupo muy grande de profesores que son full time y hasta algunos tienen diez horas más, con lo cual suman en total 50 horas de dedicación exclusiva. Y el objetivo no es que estén encerrados en sus laboratorios, sino que salgan, brinden servicios y soluciones a los problemas de la sociedad. Tienen la obligación de hacer proyectos de investigación para buscar financiamiento externo y sumar así para nuestra Universidad”.

Para finalizar, el rector de la UNaF le agradeció a la SPU en la persona del doctor Gill, señalando que “está colaborando con nosotros y nos ayuda a salir de esta situación crítica. La verdad es que tenemos que organizarnos bien y trabajar de otra manera. Hay que respetar las normas administrativas que rigen en la Nación y cambiar nuestra cultura universitaria”.