Consejo Directivo de FAEN solicitó a decana Botterón que se elabore plan para cumplir requerimientos de CONEAU

‎El Honorable Consejo Directivo de la Facultad de Administración, Economía y Negocios (FAEN) de la Universidad Nacional de Formosa (UNaF) mantuvo una sesión extraordinaria para abordar las diversas observaciones que efectuara la CONEAU tras rechazar la acreditación de Contador Público, requiriendo a la decana subrogante Marta Botterón, presidenta de la Comisión de la acreditación de dicha carrera, que de manera urgente se elabore un plan para subsanar las falencias detectadas.
Al respecto, el consejero directivo titular por el claustro estudiantil Antonio Alfredo Santa Cruz subrayó que “tuvimos una sesión extraordinaria del Consejo Directivo de la FAEN, donde las autoridades decidieron tomar el toro por las astas y trabajar en las observaciones que efectuara la CONEAU, poniéndose a disposición de la decana subrogante Botterón, quien es la coordinadora de la Comisión de la Acreditación de Contador Público del Plan 105/18”.
Refirió que en el encuentro virtual “se tocaron los aspectos observados por la CONEAU, los cuales fueron seis con relación al plan de estudios, la extensión áulica de Clorinda, los índices de graduados, de permanencia, de abandono y de actualización de datos, además de actividades de actualizaciones y capacitaciones docentes. Por último, se debe realizar un programa de acompañamiento a docentes”.
En ese marco, indicó que “se aprobó una moción de orden, propuesta por el consejero por el claustro docente, el Lic. Darío Guerra, en la que se solicitó en un plazo de diez días hábiles la decana subrogante ofrezca el plan de mejoras para subsanar estos déficits observados por la CONEAU”.
Del mismo modo, precisó que “se ha decidido convocar a las comisiones de seguimiento de planes, programas y autoevaluación para la acreditación de la carrera para trabajar en forma conjunta y así poder lograr la mayor precisión en la información”.
En ese sentido, Santa Cruz recalcó que “la decana subrogante, como presidenta de la Comisión de la Acreditación de la carrera, es la que debe asignar las funciones que ella considere necesario para asistir a los responsables de la carga de datos. Ella es la única responsable y la encargada de todo lo que tenga que ver con el funcionamiento de dicha comisión, con lo cual debe asignar a funciones a los responsables”.
“Mis compañeros de la FAEN, sus padres, familiares y todas aquellas personas que apuestan a la Universidad pública hoy necesitan una resolución inmediata de esta situación por parte de la decana Botterón y su equipo. Necesitamos que las autoridades tomen cartas en el asunto y nos den respuestas”, demandó categórico.